El transporte vertical puede trasladar de forma ordenada y continuada a mucha más personas a la vez y evitar la sensación de claustrofobia.

Las escaleras mecánicas son una gran ayuda para todo tipo de lugares como estaciones de metro, de autobuses, aeropuertos, oficinas, hoteles, edificios comerciales u otro tipo de construcciones diferentes, ya que facilitan a las personas a desplazarse sin tener que subir o bajar escalones.